Page Nav

HIDE

Grid

GRID_STYLE

Publicidad Adsense

publicidad publicidad publicidad publicidad

No podrán despedir a Michael Steven porque lo reportaron como sospecha de Covid-19



Una lamentable noticia se conoció en las últimas horas en referencia al caso de Michael Steven Claros, quien fue víctima de un homicidio registrado el pasado jueves en el municipio de Pitalito.





Según se conoció, tras su fallecimiento fue llevado a la morgue del hospital San Antonio de Pitalito donde hasta el momento permanece. La funeraria encargada del servicio exequial trasladará el cuerpo para darle cristiana sepultura. Sin embargo, se indicó que sus familiares no podrán despedirlo ya que a parte de haberse ordenado que debido a la emergencia sanitaria no se pueden realizar velaciones por la aglomeración de personas, desde la Secretaría de Salud se había indicado que el cuerpo había sido reportado como sospecha de Covid-19.

Lo preocupante del caso, es que según se conoció, en Pitalito ahora todo cuerpo que fallece es "reportado como sospecha de Covid-19" por el hecho de pasar por la morgue del hospital San Antonio, debido a que ésta carece de las adecuaciones donde queden aislados los cuerpos que fallecen por el virus y los decesos que se producen por causas ajenas. 





Es de recordar que al joven de tan solo 21 año, al querer robarle su medio de transporte, fue impactado con arma de fuego en inmediaciones del barrio Los Pinos, y a pesar de ser trasladado al centro asistencial, falleció a causa de las graves heridas. Michael Steven Claros desempeñaba sus labores en la empresa de televisión TV Laboyana como administrador de redes. 

A este caso, se le suma al caso conocido la mañana de este sábado, en el que un bebé de tan solo 2 meses falleció tras recibir una vacuna en el hospital San Antonio de Pitalito; Sin embargo, a sus familiares se les manifestó que las causas de su deceso se debía al virus del Covid-19. 

Publicidad